¿Se puede ser trabajador y pobre al mismo tiempo?

El secretario de Trabajo, Economía y Estudios del sindicato, Ricard Bellera, ha explicado que la fase expansiva no se traduce en mejoras estructurales, teniendo en cuenta la mejora de las cifras del paro en 2016, en un 14,9%.

Los resultados del informe muestran que la situación del mercado de trabajo es ‘precaria e incapaz de generar ocupación de calidad’, tal como afirma la responsable del Mercado de Trabajo y Políticas de Ocupación de Comisiones Obreras, Romina Garcia. También ha dicho que hay que apostar por la industria como un sector clave a la hora de generar ocupación y ha destacado la importancia de aumentar la negociación colectiva y el salario mínimo interprofesional.

Las cifras que esclarecen el tema

Tal como ha explicado Comisiones Obreras, la precariedad laboral se puede observar en las cifras de temporalidad y parcialidad. El informe de Comisiones obreras indica que el trabajo temporal ha aumentado un 3,2% y la tasa de temporalidad se sitúa en un 21,8%, siete puntos por encima de la media de la Unión Europea. La tasa de parcialidad se sitúa en un 14,2%, mientras que los puestos de trabajo a jornada completa han mostrado una caída, hasta situarse al 11%. En esta tasa se observa una gran diferencia entre hombres y mujeres, puesto que encontramos un 21,6% de mujeres trabajadoras y tan sólo un 7,8% de hombres. Garcia, explica que ‘en más de la mitad de casos la parcialidad, que afecta 256.000 personas, es involuntaria’.

Los datos de población parada también muestran una gran diferencia entre hombres y mujeres: desde el año 2008, ha aumentado un 0,3% en el caso de los hombres y un 47,3% en el caso de las mujeres. El informe también indica que hay un total de 95.000 viviendas sin ingresos laborales, un dato que ha aumentado un 41,7% desde el año 2008. Por otro lado, la desprotección laboral ha ido aumentando hasta llegar a un total de un 70% de personas desocupadas sin ninguna prestación.

control